El Dakar 2018 larga en Perú y termina en Córdoba

El rally Dakar 2018, que completará 40 años de historia de la prueba, 10 de ellos en Sudamérica, se correrá del 6 al 20 de enero y marcará el regreso de Perú a la competencia, que seguirá por Bolivia y luego por la Argentina, donde concluirá, por primera vez, en la ciudad de Córdoba.
Así lo anunciaron hoy los organizadores en una conferencia de prensa en el Automóvil Club Argentino, donde estuvieron presentes el ministro de Turismo de la Nación, Gustavo Santos, el director del Dakar, el francés Etienne Lavigne, el director deportivo de la carrera, el catalán Marc Coma y el presidente del ACA, Jorge Rosales, entre otros.
La décima edición del Dakar en Sudamérica se largará desde Lima e irá hacia el sur, como en 2012, la primera de las dos veces que la competencia corrió en territorio de ese país.
Luego se dirigirá a Bolivia, donde pasará el día de descanso el 12 de enero y el 15 ingresará a la Argentina para concluir cinco días después en la ciudad de Córdoba.
La edición 2018 del rally, que de por sí será “muy especial”, según indicaron los organizadores porque la competencia estará cumpliendo 40 años desde aquel día que su creador, el francés Thierre Sabine, se perdió con su moto en el desierto africano de Teneré y se juró volver allí pero
corriendo acompañado, tendrá una etapa más que en los años anteriores.
A su vez, Coma dejó en claro que los cambios en el reglamento implementados en la prueba disputada este año para limitar el uso del GPS y complicar la navegación de los pilotos se repetirán en el Dakar 2018.
Entre las características que tendrá la competencia, Coma remarcó que el recorrido incluirá tres etapas bucle, es decir con largada y llegada en el mismo punto.
“Eso es muy importante para pilotos y equipos ya que implica menos movimiento y despliegue logístico”, explicó el ex campeón catalán a Télam.
Con el regreso de Perú, país ausente desde 2013, el Dakar recupera el desierto, que había perdido tras la deserción de Chile después de la edición 2015.
Si bien, algunos lugares de Bolivia y de Argentina con dunas y arenas suponen un enorme desafío para los pilotos, la ausencia del desierto puro se estaba tornando difícil de sobrellevar para competidores y equipos que hicieron saber sus quejas a la organización.
Este rally nació en el desierto, y desembarcó en Sudamérica en 2009 luego de dejar su África natal un año antes por amenazas terroristas.
“Perú tiene un perfil muy dakariano, nos va dar un recorrido de altísima calidad, con la combinación de Bolivia, que cada vez somos capaces de encontrar variantes más interesantes deportivamente hablando y con Argentina, que ha estado presente en todas las ediciones”, dijo Coma en diálogo con Télam.
El Dakar 2018 pasará casi una semana en el desierto peruano, el más parecido al de Mauritania según coinciden los expertos, cruzará a Bolivia para recalar en La Paz y seguir después hacia Uyuni, Tupiza, cruzar a la Argentina por Jujuy y desde allí dirigirse a Salta, donde acampará el 15 de enero.
Luego encarará desde Belén (Catamarca) hacia Chilecito (La Rioja), seguirá hacia San Juan y el 20 de enero concluirá en Córdoba, donde cumplirá la tercera etapa rulo.

Article Tags