Estas son las tendencias 2017 para peinados de novia

 

 

Uno de los últimos detalles, no por ello menos importante, en la preparación de una boda hace referencia al peinado que lucirá la orgullosa novia y que marca fuertes tendencias que cambian y varían con los años

El tiempo de las bodas por excelencia, y por tradición, llega con el mes de mayo. Una temporada que en nuestro país se alarga hasta octubre. Durante estos meses, sobre todo, miles de parejas contraerán matrimonio para toda la vida y muchas estarán ya apurando los últimos coletazos de cara al gran evento.

Uno de esos últimos detalles son las pruebas de peinado de la orgullosa novia. Peinados con tendencias que van cambiando con los años: lógicamente nuestras madres no se peinaban como lo harán las novias de hoy en día.

Los recogidos tradicionales de lado y peinados semi-recogidos

Los recogidos más tradicionales no suelen pasar de moda. Pueden gustar más o menos, pero lo cierto es que es complicado no acertar al llevar un recogido.

Una de las variantes de este tipo de peinados de novia que también hemos visto mucho últimamente son los recogidos de lado. Se trata de una variante que se puede realizar con o sin trenzas y que queda a un lado de la cabeza, dejando al descubierto por completo la espalda.

Esto es ideal si buscas peinados que van con tu vestido, ya que te permitirá en el caso de que lleves un modelo con la espalda completamente al aire, que la luzcas sin que tu melena la tape. Además los recogidos de lado suelen ser muy favorecedores para prácticamente cualquier tipo de rostro.

Y si buscas algo más desenfadado, pero no quieres llevar el pelo suelto, puedes optar por los peinados semi-recogidos, perfectos si tu look natural es mas relajado. Además, favorecen a mujeres con rostro más ovalado. Eso sí, ¡ojo con que el pelo no tape lo que quieras destacar de tu vestido! Haz varias pruebas antes de decidirte por uno u otro peinado.

Las coronas o los moños trenzados, pero de estilo desenfadado

Otros peinados de novia muy favorecedores son las coronas o los moños trenzados. Se trata de hacer una corona alrededor de la cabeza con el propio pelo hecho una trenza.

Un peinado que no requiere demasiada técnica y que incluso la propia novia se puede hacer. Da un aire romántico y encantador al ir alrededor de la cabeza, e incluso puedes añadirle pequeñas florecitas intercaladas por la trenza para darle aún más romanticismo.

También los moños trenzados son tendencia, como el que lució la Reina Letizia a principios de año durante el acto conmemorativo del 30º aniversario del diario Expansión, que se celebró en el Hotel Palace de Madrid.

Se divide el cabello en mechones (anteriormente bien cepillado y a poder ser un poco ondulado) y se hacen trenzas que posteriormente se trenzan entre sí. Por último, se sujeta con horquillas esa enorme trenza en un moño bajo en función de lo que busquemos: en el centro, hacia un lado, más suelto, más tirante…

Pero nuestra recomendación en peinados de novia es que optes, en el caso del moño, por hacerlo más desenfadado y sin que sea demasiado tirante. La clave es no excederse.

Melenas sueltas y con un punto de “arreglo”

Al igual que sucede con la propuesta de las melenas sueltas y descomplicadas. Y es que no todo tienen porqué ser recogidos muy pensados y difíciles, recargados y con mil complementos.

Las novias del 2017 buscan naturalidad, un pelo que resulte poco recargado y con el que se identifiquen al mirarse. Nada de verse disfrazadas. Por eso buscan las trenzas sencillas y con pelos “sueltos”, los moños poco tirantes y ladeados, e incluso melenas completamente sueltas y naturales.

Melenas que pueden arreglarse un poco sin que lo parezca. ¿Cómo? Con algún tratamiento de volumen y brillo, quizás  arcándolas un poco con ondas, poniendo una sencilla diadema de flores o pedrería en un pelo suelto y natural, dándole forma con horquillas ocultas en el cabello…

En definitiva, las novias de este año lo que buscan es un estilo en el que se reconozcan. No buscan peinados de emperatriz que haya que hacer durante horas, peinados tirantes o complejos que las hagan mayores. La naturalidad, la sencillez y el “menos es más” es lo que se lleva en los peinados de novia de este año 2017.